miércoles, 21 de noviembre de 2012

¿Eres adicto al azúcar?

Es posible que tus constantes caprichos por tomar dulces, chocolates, etc. puedan estar indicando la existencia de una adicción.

Muchas personas sienten la tentación de tomar algo dulce después de cenar, pero este acto aislado y hasta saludable, se está convirtiendo en un problema grave para muchas culturas modernas donde se está condicionando al organismo a tomar esta sustancia en exceso, ya que una gran cantidad de los alimentos que se consumen día a día son procesados, llevan salsas, aliños azucarados, etc.


Las investigaciones advierten que el consumo excesivo de azúcar puede ocasionar graves problemas de salud, como diabetes tipo 2, hipertensión arterial, ictus o demencia.

Y ¿qué se considera demasiado azúcar?

La cantidad de azúcar que puede metabolizar el cuerpo es diferente para cada uno, pero la Asociación Americana del Corazón (AHA) recomienda no más de 6 cucharaditas de azúcar al día en mujeres (cantidad contenida en una lata de refresco normal) y no más de 9 cucharaditas al día en hombres. En un estudio realizado por la AHA en adultos para medir el consumo promedio de azúcar, se obtuvo una media de ingesta de 22 cucharaditas de azúcar al día la mayoría proveniente de los refrescos. (Un truco: el número de cucharadas de azúcar que lleva un alimento o bebida se puede calcular dividiendo entre cuatro los gramos de azúcar que marca la etiqueta por ración de producto).

El hábito o la adicción al azúcar

Una vez que se coge el hábito de tomar azúcar resulta más difícil detenerlo. El Dr. Nicole Avena, Investigador de las Adicciones a Comida y Profesor de Neurología en Princeton opinaba que según los estudios, los cambios químicos que se producen en el cerebro tras el consumo de azúcar son similares a los cambios que se ven después del consumo de drogas. Tomar azúcar en exceso conduce a la adicción y la obesidad, además los alimentos y bebidas azucaradas activan el área de "recompensa" de los centros del cerebro, lo que conlleva un incremento inconsciente del deseo por el dulce.

Pero el problema no se limita solo a los dulces y refrescos, el azúcar forma parte  de muchos productos que aparentemente no deberían contenerlo como ciertas comidas envasadas, salsas de tomate, condimentos para ensaladas, y otros azúcares de alimentos con almidones como las pastas y el pan blanco.

Entonces, ¿Cómo saber si estamos fuera de peligro o podemos ser adictos?

El Dr. Jacob Teitelbaum, autor del libro “Termina YA con tu Adicción al Azúcar”, es un médico internista que estudió la adicción al azúcar y finalmente definió cuatro tipos de comportamientos adictivos:
  • Las personas que están constantemente cansados y recurren al azúcar para subir su energía
  • Las personas que se irritan en exceso cuando van a tomar algo y ven que no hay nada con azúcar
  • Las personas que siempre están comiendo algo dulce, un pequeño dulce, caramelo
  • Las personas con desequilibrios hormonales que recurren al dulce para equilibrar su ánimo
 Según el investigador no existe una cantidad de azúcar diaria que defina una adicción al azúcar, todo depende de cómo se encuentre la persona y el tipo de comportamientos y síntomas que exhiba.

¿Como se puede tratar la adicción?

El Dr. Teitelbaum opina que cuando estás buscando algo dulce constantemente para calmarte o recargar tu energía, hábitos como beber más agua, conseguir llevar una dieta equilibrada, eliminar los refrescos y dormir más horas, pueden ser una alternativa para conseguir aliviar los síntomas y rebajar la necesidad de consumir azúcar.

Otras personas toman azúcar compulsivamente como respuesta al estrés, por lo que es fundamental identificar su fuente de estrés y conseguir gestionarla, para controlar la adicción.



Fuente: Everyday Health.

0 comentarios:

Publicar un comentario